“Estamos seguras de que las generaciones venideras seguirán con este reclamo de memoria, verdad y justicia”

Organismos de Derechos Humanos conmemoraron el 43 aniversario del Golpe Cívico-Militar del 24 de marzo de 1976, con una multitudinaria y conmovedora marcha que finalizó frente a la Casa Rosada, donde se leyó el habitual documento que en esta ocasión tuvo 18 páginas y denunció que “la democracia está en peligro”.

0 63

El acto central tuvo la presencia de la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto; de Taty Almeida, integrante de Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora; de H.I.J.O.S. Capital; de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH); del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS); y del Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos.

Foto: Santiago Giovannini

“No queremos despedir a más abuelas sin que hayan podido encontrar a sus nietos y tampoco queremos que la apropiación se siga traspasando de gen a gen” dijo Estela de Carlotto en uno de los pasajes de la lectura del documento, luego de denunciar que el gobierno tiene “un discurso que impulsa el olvido y justifica de los delitos de lesa humanidad” lo cual consideró que “no genera un clima propicio para quienes aún quieren indagar su identidad”.

Ademas, se refirió a la inclaudicable búsqueda de nietas y nietos nacidos en cautiverio: “también siguen faltando alrededor de 300 hombres y mujeres que están entre nosotros: son trabajadores, padres, madres, compañeros de oficina, de oficio; vecinos, maestros y profesores de nuestros hijos e hijas; empleados, profesionales, están entre nosotros, como sus familias, que los buscamos desde hace más de cuatro décadas”.

Foto: Santiago Giovannini

Carlotto se refirió a lo que desea que suceda con el futuro de las marchas: “el día que no estemos ninguna abuela, estamos seguras de que las generaciones venideras seguirán con este reclamo de memoria, verdad y justicia, porque ya nos superan en la presencia de la demanda, de la manifestación, de la unidad en grupos para reclamar derechos de la mujer y otros que son universales y que en este momento están tan maltratados y agónicos”

“Esto no tiene tiempo, sino que tiene que tener respuestas. La sociedad no tiene que quedar en blanco con una historia tan tremenda que fue totalmente clandestina y, por eso, esta oscuridad e incertidumbre que nos agobia desde hace tantos años. Pero hay persistencia y herederos para seguir” agregó la titular de Abuelas.

Foto: Candela Dávila

El documento no olvidó las desapariciones de Jorge Julio López y de Santiago Maldonado, el brutal asesinato de Rafael Nahuel, los presos políticos por los cuales se exigió su inmediata liberación, y acusó al secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj, como el responsable del desfinanciamiento de los sitios de memoria y de otros programas.

Otra de las abucheadas y repudiadas por la multitudinaria concentración fue la Ministra de Seguridad Patricia Bullrich, cuestionada por el caso Chocobar, por el asesinato de Facundo Ferreira en Tucumán, por la criminalización de cuanta manifestación se produjo para reclamar por derechos cercenados durante el macrismo y la militarización de la seguridad interior.

“También nos trae acá la defensa de todos los derechos de las mujeres, lesbianas, travestis y trans. Es mucho lo logrado en nuestras décadas de democracia a fuerza de luchas del pueblo: ese es el camino, con memoria y unidad” fue una de las partes del documento leídas a la multitud por Nair Amuedo, de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora.

Lita Boitano, presidenta de Familiares de Detenidos y Desaparecidos por Razones Políticas, elevó la voz frente a la concurrencia para poner incluir el reclamo por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito: “y a las compañeras les digo: anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir”, lo cual desato una clara ovación y respaldo mayoritario entre los manifestantes.

El documento realizo una dura crítica a la política económica y social del gobierno de Cambiemos que, además de desfinanciar los programas y áreas de derechos humanos, desplego un proyecto de miseria planificada sobre la población.

LA JORNADA

Miles de personas, familias, jóvenes, en compañía de movimientos sociales, organismos de derechos humanos, organizaciones sindicales, estudiantiles, artísticas, colectivos de pueblos originarios y agrupaciones políticas se reunieron como todos los años en un nuevo aniversario del Golpe Cívico-Militar de 1976.

Foto: Candela Dávila

Desde temprano fueron nutriéndose las numerosas columnas de los partidos políticos que convocaron a sus militantes en las inmediaciones de la Avenida 9 de Julio, y comenzaron a darle cuerpo y presencia a la jornada de reflexión.

Ya entrada la tarde, las columnas fueron acercándose a Plaza de Mayo para presenciar el acto central, con banderas, carteles y canticos dedicados a repudiar la política de Cambiemos y valorizar la gestión del kirchnerismo en materia de derechos humanos.

Fotografía: Luis Tamaszewiez

Marcha del Encuentro Memoria Verdad y Justicia

Por otra parte, la madre de plaza de mayo Nora Cortiñas, el premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel, CORREPI y la Asociación de Detenidos-Desaparecidos encabezaron una numerosa convocatoria junto al Encuentro Memoria Verdad y Justicia, bajo el lema “abajo el ajuste y la represión de Macri y los gobernadores”.

En su documento realizaron denuncias no solo al actual gobierno por el aumento del gatillo Facil, la represión y militarización para reprimir la protesta social, sino también a medidas tomadas durante el kirchnerismo de las que se vale hoy el macrismo, como la Ley Antiterrorista y el denominado “Proyecto X” de espionaje.

También porque durante la gestión de Néstor Kirchner se redujo la edad de imputabilidad a 16 años, y porque en el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner se promovió a Cesar Milani, hoy detenido y siendo juzgado por crímenes de lesa humanidad, como jefe del Estado Mayor del Ejército.

Consideraron que el ajuste y la represión de la gestión presidencial son imposibles sin la anuencia de los gobernadores de los diferentes sectores políticos, a quienes les atribuyen una complicidad con el panorama de crisis socioeconómica actual.

Leave A Reply

Your email address will not be published.