#LaRecetaDeElNumeral – Budincitos de manzana (sin harina)

0 150

La receta de hoy es fácil y rápida, y tiene como ventaja que algunos de sus ingredientes pueden reemplazarse por otros, por lo que nos permite resolverlo con lo que tenemos en casa y sacarnos del apuro.

Estos budincitos o muffins de manzana son muy prácticos y no llevan harina. Pueden servirse en el desayuno, como postre o viajar en la mochila o tupper para cumplir el rol de colación para la tarde. Son aptos para personas vegetarianas y celíacas. Una vez horneados, pueden conservarse en la heladera entre 3 y 4 días.

 

Ingredientes:

  • Dos claras de huevo
  • Una manzana grande (opciones: pera, zanahoria, banana)
  • Dos cucharaditas de azúcar. En esta receta usamos mascabo.
  • Dos cucharadas de harina de avena, que podemos obtener procesando la avena común con una multiprocesadora de mano (opciones: salvado de avena, avena arrollada, harina de almendras o castaña).
  • Una cucharada de miel.

 

Procedimiento:

Lo primero es poner el horno a precalentar a temperatura media para que esté óptimo cuando vayamos a hornear.

Una vez hecho esto, pelamos la manzana y la rallamos con la parte grande del rallador. Le añadimos las dos cucharaditas de azúcar y mezclamos. Dejamos reposar unos minutos para que oxide y largue sus jugos.

El siguiente paso será batir las claras a nieve con una cucharadita de polvo de hornear. Una buena manera de saber si ya están en el punto correcto es dar vuelta el boul. Si la mezcla queda en su lugar y no se desliza ni cae, ya están. En ese momento le agregamos las dos cucharadas de harina de avena de forma envolvente. Reservamos.

Cuando la manzana ya esté oxidada, la escurrimos. Puede ser con un colador, presionando para separar la pulpa del líquido, o de a puñados usando  las manos. Lo importante es no desperdiciar el jugo que sale cuando lo hacemos, ya que lo usaremos luego para la salsa o topping, así que lo mejor es realizar esta parte del procedimiento sobre algún recipiente.

Integramos la manzana escurrida con la mezcla de claras y harina de avena. Tenemos que hacerlo despacio para lograr una mezcla uniforme sin que pierda el aire de las claras batidas.

Colocamos la mezcla en moldes con antiadherente y horneamos durante 20 minutos en horno medio (entre 150 y 180, depende de cada horno).

Mientras se cocinan nuestros budincitos, ponemos en una sartén u ollita una cucharada de miel con el líquido que obtuvimos escurriendo la manzana. Cocinamos a fuego lento y revolviendo hasta lograr una reducción de consistencia similar a un caramelo. Si nos gusta, podemos agregarle canela.

Dejamos enfriar los budincitos en los moldes durante unos minutos y los servimos en un plato con la reducción de miel. Podemos agregarle lo que nos guste como topping: frutos secos, frutas pasas remojadas, chips de chocolate, coco rallado, helado, crema.

 

Recetips:

Si son para una cena, podes tenerlos preparados en la heladera y servirlos tibios dándole unos segundos en el microondas.

Envueltos en film, son fáciles de transportar en la mochila, bolso o cartera para comerlos en cualquier momento del día.

Si querés conservarlos en la heladera, hacelo en un recipiente hermético o envueltos. Duran entre 3 y 4 días.

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.